3.3 Darle la vuelta a la clase

El flipped classroom no tiene porqué ser un cambio radical en tu aula, adoptarla no es un todo o nada. Por eso, en esta ocasión te proponemos que plantees unas actividades muy sencillas, para que compruebes tu mismo los beneficios de esta forma de trabajar.

Puedes consultar algunos ejemplos, tomados de la web The Flipped Classroom, en los contenidos de este bloque 3. Cómo ves, ideas muy sencillas, nada radicales, pero que le dan un cambio sutil a la clase: no tendrás que contarle el tema a unos alumnos que no saben nada sobre él, y por el que, probablemente, no sientan demasiado interés. Si antes ya lo han trabajado en casa llegarán al aula, no sólo con más conocimientos sino con mucha más motivación.

Puedes elaborar simplemente una serie de ideas generales para el nivel y área en las que impartes docencia, que incidan en el desarrollo de la curiosidad y la motivación de los estudiantes fuera del aula.


Cuando ya hayas realizado la actividad solicitada, sube el documento y pulsa aquí debajo en el botón Agregar entrega y adjunta el fichero; pulsa después sobre Guardar cambios para que tu aportación quede registrada.

Una vez registrada, puedes modificarla en cualquier momento (pulsando sobre Editar mi entrega), hasta que la envíes definitivamente para su calificación, pulsando sobre Enviar tarea (hasta que no hagas clic sobre Enviar tarea el tutor no la evaluará).


El tutor/a verificará que has creado una lista de actividades sencillas para "darle la vuelta" a  la clase, para que se expanda en el tiempo y en el espacio, incidiendo en la motivación del alumno.