Instalación

Según lo que hemos comentando en el apartado anterior, el servicio de Nombres de Dominio nos permitirá resolver todas las direcciones IP de nuestra red interna en el dominio "micentro.edu", así pues procederemos en este instante a instalar dicho servicio.

Para llevar a cabo el proceso descrito en el párrafo anterior, autenticados en el equipo "SERVIDOR" con las credenciales del usuario "Administrador", accederemos a la ventana de "Administración del servidor", y una vez en ella nos situaremos sobre el apartado Funciones ubicado en la zona superior izquierda de la misma, para a continuación hacer clic sobre el enlace Agregar funciones ubicado en la zona derecha de dicha ventana.

 

 

A continuación se mostrará la siguiente ventana, en donde se detallan las funciones que podrá realizar nuestro equipo "SERVIDOR", activando en nuestro caso la casilla Servidor DNS para configurar el servicio de nombres de dominio en este equipo Windows Server 2008, tras lo cual pulsaremos sobre el botón Siguiente.

 

 

En la siguiente ventana se nos informa de las características de la función que estamos a punto de instalar, así como de los requisitos y configuraciones que precisamos para instalar el servicio correspondiente; en dicha ventana pulsaremos directamente sobre el botón Siguiente.

 

 

El asistente de instalación del servicio solicitado, nos informa de que está preparado para instalarlo con las configuraciones especificadas, así pues pulsaremos en dicha ventana sobre el botón Instalar para dar comienzo de modo efectivo al proceso de instalación.

 

 

El proceso de instalación dará comienzo pues según lo previsto.

 

 

Una vez concluido el proceso de instalación del servidor DNS, se nos informa de que dicho proceso se ha efectuado correctamente; cerraremos el asistente de instalación pulsando sobre el botón Cerrar en la ventana de la imagen inferior.

 

 

De vuelta a la ventana de "Administrador del servidor", podremos comprobar que ha sido instalado el Servidor DNS, si bien aun hemos de terminar de configurar dicho servicio para que sea plenamente operativo.

 

 

Llegados a este punto podremos dar por concluido el proceso de instalación del servicio correspondiente.