Windows 7

Vamos pues a crear una imagen de instalación personalizada de Windows 7 Enterprise, para lo cual deberemos tener instalado y configurado adecuadamente un equipo con dicho sistema operativo.

Asumiendo que disponemos del equipo en cuestión, el proceso que deberemos llevar a cabo para crear a partir de dicho equipo una imagen de instalación personalizada, comenzará con la creación de una imagen de arranque de captura que nos permitirá crear y capturar imágenes de instalación WIM a partir de equipos ya instalados.

La creación de dicha imagen de arranque de captura tan sólo hemos de realizarla una única vez, pues utilizaremos la misma para crear y subir imágenes de instalación de cualquier sistema operativo Windows al servidor WDS.

Así pues, para crear una imagen de arranque de captura partiremos de la imagen de arranque existente Imagen Arranque Clientes, creada con anterioridad, situándonos sobre la misma y pulsando sobre ella con el botón derecho del ratón, para elegir en el desplegable mostrado la opción Crear imagen de arranque de captura, tal y como vemos en la imagen inferior.

 

 

En la ventana mostrada como resultado de la acción anterior, indicaremos como nombre de la imagen y descripción de la misma, la cadena Imagen Captura Clientes, tras lo cual pulsaremos sobre el botón Examinar de la imagen inferior, para indicar el nombre del archivo de arranque del cual partiremos.

 

 

A continuación nos ubicaremos en la ruta E:\RemoteInstall\Boot\x86\Images, y teclearemos en el apartado "Nombre", la cadena de texto captura.wim, de modo que cuando la ventana correspondiente presente el aspecto mostrado en la imagen inferior, pulsaremos en la misma sobre el botón Abrir.

 

 

El aspecto que presenta la ventana del asistente de captura de imágenes en este instante será el mostrado en la imagen inferior, momento en el cual pulsaremos en ella sobre el botón Siguiente para seguir con la creación de la imagen de arranque de captura.

 

 

En este instante dará comienzo el proceso de creación de la imagen de arranque de captura, proceso que durará unos breves minutos.

 

 

Una vez completado en su totalidad el proceso descrito anteriormente, será mostrada la siguiente ventana que nos indica dicha circunstancia; pulsaremos en dicha ventana sobre el botón Finalizar para proceder a su cierre.

 

 

Recordamos nuevamente que el proceso de creación de la imagen de arranque de captura Imagen Captura Clientes tan sólo hemos de realizarla una vez, pues la podremos utilizar para agregar cualquier imagen de instalación personalizada de los sistemas operativos Windows deseados al servidor WDS.

Para poder hacer uso de la nueva imagen de arranque de captura creada, debemos reiniciar el servidor WDS, para lo cual nos situamos sobre el servidor WDS SERVIDOR.micentro.edu, pulsando a continuación sobre el mismo con el botón derecho del ratón, para elegir la opción Todas las tareas Reiniciar en el desplegable correspondiente.

 

 

Tras completarse adecuadamente el reinicio del servidor WDS, será mostrada la siguiente ventana, en la cual pulsaremos directamente sobre el botón Aceptar para proceder a su cierre.

 

 

A partir de ese instante ya dispondremos de una nueva imagen de arranque de nombre Imagen Captura Clientes, tal y como vemos en la imagen inferior; dicha imagen será una imagen de arranque de captura que utilizaremos para capturar imágenes de instalación WIM que serán creadas a partir de equipos clientes personalizados ya instalados.

 

 

Si tras el reinicio no se muestra la imagen de arranque Imagen Captura Clientes, procederemos al cierre de la ventana anterior, y su posterior apertura, para confirmar que la imagen de arranque en cuestión ya se encuentra disponible en el servidor WDS.

Así pues, llegados a este punto, para disponer de una imagen personalizada de Windows 7 en el servidor WDS de Windows Server 2008, lo primero que haremos será partir de una instalación de Windows 7 existente, en la cual instalemos y desinstalemos las aplicaciones deseadas, configuremos el entorno de trabajo de los usuarios, modificaremos los perfiles, agreguemos los accesos directos deseados, etc.

Cuando el equipo Windows 7 del que partiremos para crear la imagen personalizada esté configurado tal y como deseemos, procederemos a instalar en dicho equipo la aplicación SYSPREP para Windows 7.

SYSPREP es una herramienta de Microsoft que nos permitirá clonar los discos duros de un sistema operativo ya instalado para la creación de una imagen de instalación, imagen que podremos posteriormente restaurar en un nuevo equipo. Cada instalación de un sistema operativo Windows incluye elementos únicos y particulares de cada instalación, tales como el nombre del ordenador, el identificador de seguridad -SID-, o la caché de drivers, por ejemplo, que serán eliminados antes de crear, y posteriormente distribuir, una imagen de instalación personalizada a múltiples ordenadores. SYSPREP solventa todas las cuestiones planteadas en este párrafo mediante la generación de un nuevo nombre para cada equipo clonado, un nuevo SID, así como una base de datos de caché de drivers personalizable durante el proceso de ejecución de SYSPREP.

El proceso que vamos a describir a continuación podría realizarse igualmente si trabajáramos con el sistema operativo Windows Vista como sistema operativo cliente de nuestra red interna, y también podría ser aplicado al sistema operativo servidor Windows Server 2008.

Así pues, asumiendo que ya disponemos de un equipo instalado y configurado a nuestro gusto con el sistema operativo Windows 7, y autenticados en sesión de trabajo con las credenciales del usuario "Administrador", procederemos en dicho instante a ejecutar la aplicación SYSPREP para Windows 7 desde el propio equipo Windows 7 que hemos personalizado, tecleando desde Inicio Ejecutar el comando C:\Windows\System32\Sysprep\Sysprep.exe /oobe /generalize /shutdown, tal y como vemos en la imagen inferior.

 

 

En este instante dará comienzo la ejecución de la aplicación SYSPREP en nuestro equipo Windows 7, tal y como vemos en la imagen inferior.

 

 

La ejecución de SYSPREP se llevará a cabo con normalidad, y tras unos breves instantes, el equipo Windows 7 que hemos personalizado para equipo base para crear una imagen de instalación, y sobre el que hemos ejecutado SYSPREP, se apagará automáticamente.

Tras el apagado automático del equipo Windows 7 como consecuencia de la ejecución de SYSPREP, el único paso que nos falta para completar el proceso que estamos realizando es crear un fichero WIM de imagen de instalación a partir de la imagen del disco del equipo Windows 7 personalizado sobre el cual hemos ejecutado SYSPREP, así como la posterior subida de dicha imagen de instalación al servidor WDS.

Para llevar a cabo el proceso descrito en el párrafo anterior, configuraremos la BIOS del equipo Windows 7 personalizado para que en primer lugar dicho equipo intente realizar un arranque de red. Si estamos trabajando con VMWare Player, podremos realizar dicha configuración pulsando sobre la tecla F2 nada más comienza la carga de la máquina virtual, tal y como vemos en la imagen inferior.

 

 

Tras ello, una vez en la BIOS de la máquina virtual, nos situaremos sobre el apartado Boot, para mover el arranque de red Network boot from Intel E1000 a la primera posición de los potenciales arranques, tal y como vemos en la imagen inferior.

 

 

Tras ello nos situaremos sobre el apartado Exit, para elegir a continuación la opción Exit Saving Changes y finalmente pulsar sobre la tecla ENTER, momento en el que se nos presentará una ventana de confirmación en la que pulsaremos sobre la opción Yes para salvar los cambios realizados.

 

 

Una vez así configurada la BIOS de la máquina virtual, procederemos a arrancar dicho equipo, que pasará a mostrar una ventana de texto como la siguiente, en la que pulsaremos sobre la tecla F12 cuando el sistema muestre el mensaje Press F12 for network service boot, para indicar que deseamos cargar un arranque de red en este equipo.

 

 

Es básico lograr que el equipo arranque de red en este instante, pues sino forzamos dicho tipo de arranque, el equipo Windows 7 personalizado arrancará normalmente, teniendo que repetir todo el proceso descrito anteriormente de nuevo desde la ejecución de SYSPREP sobre el equipo Windows 7 personalizado.

Así pues, cuando arranquemos por red el equipo Windows 7 personalizado, será mostrada la siguiente ventana, en la cual podremos elegir como imagen de arranque entre las dos imágenes de arranque disponibles actualmente, si bien en este caso obviamente optaremos por la imagen de arranque Imagen Captura Clientes, ya que vamos a capturar una imagen de instalación a partir de este equipo Windows 7 personalizado.

 

 

Así pues en este instante dará comienzo la carga de la imagen de captura de arranque solicitada sobre el equipo Windows 7 personalizado, proceso este que durará unos breves minutos, y una vez cargada dicha imagen, se nos mostrará la primera ventana del asistente de captura de imágenes de instalación, en la cual pulsaremos directamente sobre el botón Siguiente.

 

 

En la siguiente ventana mostrada por el asistente, deberemos especificar el volumen del equipo Windows 7 personalizado que será seleccionado para crear la imagen de instalación, en nuestro caso la unidad C:, debiendo además indicar un nombre y una descripción para la imagen de instalación que vamos a crear, indicando en nuestro caso en las correspondientes cajas de texto la cadena WINDOWS 7 ENTERPRISE PERSONALIZADO, de modo que cuando dicha ventana presente el aspecto mostrado en la imagen inferior, pulsaremos en ella sobre el botón Siguiente.

 

 

Si el equipo Windows 7 personalizado del que estamos partiendo para crear la imagen de instalación personalizada, hubiera sido arrancado con otro arranque diferente al arranque de red en alguna ocasión tras instalar SYSPREP en el mismo, en el desplegable Volumen que se va a capturar no se mostraría opción alguna, y por tanto no podríamos continuar este proceso, debiendo volver a ejecutar sobre el equipo Windows 7 personalizado la aplicación SYSPREP y repetir todo este proceso.

El asistente de instalación nos presentará a continuación la siguiente ventana, en la cual en primer lugar deberemos pulsar sobre el botón Examinar para especificar el nombre y ubicación del fichero de imagen de instalación que vamos a capturar; en nuestro caso elegiremos crear un fichero de nombre W7custom.wim en la unidad C: del propio equipo Windows 7 personalizado (tal y como se muestra en el apartado "Nombre y ubicación" de la ventana de la imagen inferior); una vez completada la configuración anterior, activaremos la casilla Cargar imagen en un servidor de Servicios de implementación de Windows (opcional), indicando a continuación en la caja de texto correspondiente el nombre del servidor WDS donde será ubicada la imagen de instalación (servidor.micentro.edu en nuestro caso), tras lo cual pulsaremos sobre el botón Conectar para comprobar la correcta conexión del equipo Windows 7 personalizado con el servidor WDS donde almacenaremos la imagen de instalación correspondiente.

 

 

Como resultado de la acción anterior, mediante la siguiente ventana el servidor WDS deberá solicitarnos las credenciales de un usuario del dominio habilitado para capturar la imagen de Windows 7 personalizado y subirla al servidor WDS, así pues le suministraremos en dicha ventana las credenciales del usuario "Administrador" del dominio tecleando en la primera caja de texto administrador@micentro.edu, y en la segunda caja de texto su contraseña, tal y como vemos en la imagen inferior, y pulsando tras ello sobre el botón Aceptar en dicha ventana.

 

 

Tras comprobar la validez de las credenciales suministradas, pasará a activarse en la ventana correspondiente del asistente el desplegable "Nombre del grupo de imagen:", debiendo elegir en el mismo la opción Windows 7, de modo que cuando dicha ventana presente el aspecto mostrado en la imagen inferior, confirmaremos que deseamos dar comienzo al proceso de creación y subida al servidor WDS de la imagen de Windows 7 personalizado pulsando en ella sobre el botón Siguiente.

 

 

El proceso de captura de la imagen de instalación personalizada de Windows 7 durará un tiempo elevado, que rondará los 30 minutos, luego esperaremos pacientemente a que se complete dicho proceso.

 

 

Una vez completado el proceso anterior, pasará a ser mostrada la siguiente ventana, en la cual pulsaremos sobre el botón Finalizar, pasando a reiniciarse el equipo Windows 7 personalizado, pudiendo, si así lo deseamos, apagar de modo definitivo dicho equipo.

 

 

Tras completarse el proceso anterior, comprobaremos que el fichero W7custom.wim ha sido copiado satisfactoriamente en la ruta E:\RemoteInstall\Images\Windows 7 del equipo "SERVIDOR" Windows Server 2008.

 

 

Igualmente podremos comprobar que la imagen de instalación Windows 7 ENTERPRISE PERSONALIZADO se ha incluido como una imagen de instalación más de las disponibles en el grupo de imágenes Windows 7, tal y como podemos comprobar en la imagen inferior.

 

 

De igual modo que hemos hecho anteriormente para la imagen de instalación WINDOWS 7 ENTERPRISE, podemos asociar un fichero XML a la imagen de instalación WINDOWS 7 ENTERPRISE PERSONALIZADO para conseguir que dicha imagen de instalación sea desatendida, así pues situados sobre dicha imagen de instalación, pulsaremos con el botón derecho del ratón sobre ella para elegir la opción Propiedades en el desplegable correspondiente, tal y como vemos en la imagen inferior.

 

 

En la ventana mostrada como resultado de la acción anterior, nos situaremos sobre la pestaña General, y una vez allí activaremos la casilla Permitir que la imagen se instale en el modo de instalación desatendida, y a continuación pulsaremos sobre el botón Seleccionar archivo para elegir el mismo fichero XML que asociamos anteriormente a la imagen WINDOWS 7 ENTERPRISE, es decir el fichero E:\RemoteInstall\Images\Windows 7\install\Unattend\ImageUnattend.xml, de modo que cuando la ventana correspondiente presente el aspecto mostrado en la imagen inferior, pulsaremos en ella sobre el botón Aceptar.

 

 

Como ya comprobamos anteriormente, al asociar un fichero de instalación XML a una imagen de instalación, es creada automáticamente una carpeta con el mismo nombre del fichero WIM asociado a dicha imagen, W7custom en nuestro caso, tal y como vemos en la imagen inferior.

 

 

Llegados a este punto ya habremos creado una imagen de instalación personalizada del sistema operativo Windows 7, y como comentamos anteriormente, el proceso que debería llevar a cabo para crear una imagen de instalación personalizada de Windows Vista sería similar al detallado anteriormente.