Personalicemos nuestro blog

Ahora que ya tenemos definido el cuerpo de nuestro blog, queda diseñarlo a nuestro gusto. Algunas de las opciones que aparecen a continaución ya las hemos elegido al principio, pero si nos arrepentimos de nuestra elección, siguiendo estos pasos podremos seleccionar lo deseado. ¡Empecemos!