Licencias del material multimedia

Cuando trabajamos con materiales multimedia tenemos que tener mucha precaución en efectuar una correcta selección del recurso. No todos los materiales que encontramos son gratuitos ni todo es publicable, debemos ser muy cuidadosos con los materiales que escojamos para nuestros proyectos.

  • Material propio. Sería deseable que todas las imágenes y vídeos fueran realizadas por nosotros y que le otorgaramos la licencia correspondiente para facilitar el uso del recurso por otros compañeros.

Si no adjudicamos una licencia los materiales tienen derechos y estaríamos hablando de un copyright, no se podrían reutilizar, no serian libres.

Es también aconsejable que estuvieran recogidos en algún repositorio digital, en Flickr por ejemplo para las imágenes o en Youtube o Vimeo para los vídeos. Al subir el recurso al repositorio ya seleccionamos la licencia correspondiente.

  • Materiales ajenos. Cuando empezamos a seleccionar recursos debemos ejecutar una búsqueda avanzada para ir filtrando elementos. Los materiales deben tener una licencia CC BY SA.

Las obras con  Dominio publico (Public Domain) han perdido sus derechos, porque ya ha transcurrido mucho tiempo y son de uso gratuito. Serían también muy adecuadas para trabajar en educación.

Las licencias de Creative Commons conforman un estándar para que los creadores de contenido permitan que otras personas utilicen sus obras. Puedes escoger aquella que mejor se adapte a tu material pero recuerda acomodarla a la cultura libre. Para escoger tu licencia visita el enlace y revisa la carta de compatibilidad cuando realices un trabajo creativo a partir un material previamente licenciado.

Una licencia es Copyleft cuando otorga permisos de uso, copia, modificación y redistribución de la obra protegida y contiene además una cláusula que dispone una licencia similar o compatible a las copias y a las obras derivadas. Es una licencia libre 100 %.

tipos de licencias

El buscador CC Search te ayuda a encontrar contenidos bajo licencia Creative Commons.

Aunque utilices obras libres de derechos no te olvides de reconocer la autoría de dicha obra, es importante.